Proyecto original de Anna Karasińska

Proyecto original de Anna Karasińska

##general.period##:
25/05 - 19/06/22
##general.room##:
Gràcia

Horario

Mc. - S. 20.00 h
D. 18.00 h

Duración

Por determinar

Espacio

Gràcia

Idioma

Por determinar

Precio

9 € - 29 €

Accesibilidad

Viernes accesibles
03/06 audiodescripción
17/06 sobretítulos adaptados

Coloquio

26/05 postfunción

La joven directora polaca Anna Karasińska, vinculada al Nowy Teatr de Varsovia, debutó en 2015 con Ewelina's Crying, un espectáculo meta-teatral cargado de humor. Desde entonces, su trayectoria ha sido fulgurante, tanto en el cine como en teatro. Por este motivo, está en la Temporada 21/22 del Lliure con una propuesta muy poco convencional y un reparto formado por intérpretes no profesionales.

El proceso de creación según Karasińska
Intento que mis producciones impacten en lugar de contar una historia. Convertirlas en eventos que se desarrollen en el aquí y ahora. Rompo la narrativa espectador-obra-actor para que la gente pueda verse verdaderamente e interactuar entre sí.
Al crear una producción, planifico qué le ocurrirá a cada uno de los participantes, al público, y cómo conseguirlo. No pienso mucho en el tema. El tema es solo uno de mis dispositivos, un cubrimiento para el mecanismo que pongo en marcha.
Me interesa utilizar el arte como un medio para conseguir que la gente se suelte.
En mis producciones, intento mantener al espectador en un estado de ambivalencia, diversión y alarma, engañando continuamente a su intelecto. Mediante la creación de situaciones poco obvias, intento que el espectador se deslice hacia el absurdo y experimente la libertad de no estar controlado por el intelecto, por conceptos sólidos como una roca, narraciones vinculantes y significados.
Creo que soltar las nociones de lo que consideramos real y obvio es la herramienta más poderosa para cambiar el mundo.

Trabajar con el proceso:
En un trabajo basado en el proceso, a diferencia de la tradición del teatro dramático, no empezamos con un texto ni un tema. No nos interesan temas que hayan sido formulados previamente por otros.
Buscamos contenido que "quiere" ser expresado en un lugar y un momento determinados.
El proceso funciona con todo lo que aparece y lo trata todo como material. No favorece ninguno de los modos en los que el material nos llega: el texto, el espacio, las emociones, las relaciones, el cuerpo, la memoria y el contexto participan por igual.
Es una pregunta que se plantea en un espacio, cuya respuesta se manifiesta a través de los participantes.
El proceso, sin embargo, no se basa en las expectativas conscientes de las personas que crean ni en sus ideas sobre las preferencias del público futuro. Los frutos del proceso son su contenido independiente y no siempre cómodo, a menudo incorrecto y rebelde.
El trabajo basado en el proceso ofrece la oportunidad de plantar cara a las maneras como estamos formados inconscientemente para reconocer la jerarquía y aceptar solo como relevantes los temas convencionales y los contenidos comunicables intersubjetivamente.
Trabajando con el proceso, creamos una declaración autónoma y orgánica libre de racionalización y de ideologías de moda.
Este método de trabajo permite expresarse más allá del deseo de ser visto y la necesidad de cumplir con las expectativas. Reordena nuestras fronteras: nos permite abrirnos a la intimidad y no tener miedo a un intercambio profundo, al mismo tiempo que no permite a los demás decidir qué merece la pena o no decir.

Anna Karasińska (Łódź, 1978), directora de escena, dramaturga y cineasta, estudió en la Academia de Bellas Artes Władysław Strzemiński de Łódź y en la Facultad de Filosofía de la Universidad de su ciudad natal; y se graduó en la Facultad de Dirección de la Escuela Nacional de Cine, Televisión y Teatro Leon Schiller de Łódź. Sus cortometrajes, largometrajes y documentales estudiantiles se han proyectado en varias decenas de festivales en todo el mundo y han ganado premios internacionales. Debutó en teatro con su producción original Ewelina’s Crying, representada en 2015 en el TR Warszawa en el marco del proyecto TR Territory (TEREN TR). En 2016 ganó el premio promocional Kazimierz Krzanowski por Ewelina’s Crying en el 51º Festival KONTRAPUNKT Small-Theatre-Forms. En 2016 también dirigió su segunda producción en el Teatro Polacos de Poznań (Teatr Polski w Poznaniu), seguida ese mismo año por Birthday, que se representó como pieza de microteatro en el Komuna / Warszawa. En 2017 también dirigió otra pieza original en TR Warszawa: Fantasia, quese presentó, por ejemplo, en el Festival de Teatro de Dublín en 2018, en el Festival Trans-Américas, Kunstenfestivaldesarts y Zürcher Theatre Spektakel en 2019. En 2018 dirigió 2118. Karasińska en el Nowy Teatr de Varsovia.

INTÉRPRETES

Reparto en curso

PRODUCCIÓN

Teatre Lliure

También puede interesarte